Lara | Familias en riesgo de perder sus viviendas por derrumbes

Jun 8, 2022 | Nacionales

Más de 30 familias, en el sector Santo Domingo, al suroeste de la ciudad de Barquisimeto, están en riesgo de perder sus viviendas por el desplome de un cerro, tras las fuertes lluvias que han caído estos tres últimos días.

El agua ha hecho que ablande el terreno y el barro y las podrás ruedan cerro abajo, cayendo en el terreno donde estas familias tienen sus casas, la mayoría de ellas hechas con bloques de adobe (barro) y láminas de zinc, lo que las hace más vulnerables ante estos pequeños deslaves.

Antonia Álvarez, vocera comunal, explica que en los últimos días los Bomberos de Iribarren han inspeccionado esta zona, declarándola en alerta amarilla, por el peligro que representa el cerro para las familias, quienes ya tienen orden de desalojo, con una espera de tres meses, aunque podría ser menos si sigue lloviendo fuerte sobre la ciudad.

Primera damnificada

Emilia Alvarado, madre de tres niños menores de 9 años, perdió su vivienda el lunes en la madrugada tras una copiosa lluvia. Bomberos de Iribarren inspeccionaron el lugar y le pidieron desalojo total del terreno, pero ella no tiene a donde ir.

La tragedia llegó para la madre, quien vive en el barrio Santo Domingo, en una casa hecha de zinc. Entre el domingo en la noche y la madrugada del lunes llovió tanto sobre la zona, que el cerro que estaba a un lado de su casa se desplomó y la tierra y piedras cayeron sobre su casa.

“Se me derrumbó mi casa, donde habitaba con mis tres niños, soy madre soltera. A ninguno de nosotros nos pasó nada, pero parte de mis enseres los perdí”, cuenta con preocupación Alvarado.

No sólo la estructura de la casa se vino abajo, si no que el agua entró y mojo colchones, ropa y sabanas, además de que las piedras que rodaron cayeron sobre la lavadora, cocina y otros artefactos, dejándolos averiados .

El martes, luego de que Alvarado tratara de levantar de nuevo su casa, el cuerpo de Bomberos de Iribarren llegó a inspeccionar la zona, exigiendo que Alvarado desalojara inmediatamente, por el peligro que representa el cerro para ella y los niños.

Pero ella no tiene donde ir. Sus vecinos le han prestado ayuda, para que duerma resguardada estos últimos días, pero ella sabe que debe buscar otro lugar para irse con los niños.

“La mandan a desalojar, pero no le dan otra opción, una ayuda, un refugio. Es injusto pedirle que se retire sabiendo que no tiene donde ir”, dijo una de sus vecinas.

Hasta la mañana de este miércoles, Alvarado está tratando de recoger sus cosas para buscar un lugar donde irse, sin embargo, ningún ente gubernamental le ha prestado ayuda.

Con información de PDC

800 NOTICIAS

Noticias destacadas de hoy