Andrés Giménez resalta entre los mejores bateadores de Cleveland

Jun 9, 2022 | Deportes Internacional

Andrés Giménez suele pasar inadvertido. Su bajo perfil le excluye de los grandes titulares de la prensa deportiva, pero el joven infielder brilla y continúa siendo parte fundamental en los engranajes que mueven el éxito reciente de los Guardianes.

El domingo empujó todas las carreras de Cleveland con un jonrón, en el triunfo de 3-2 contra los Orioles en Baltimore. Fue su segundo vuelacercas en días consecutivos –una marca en su carrera-, con lo que elevó a siete sus jonrones y 39 sus remolcadas en lo que va de campaña, estadísticas solo superadas por la estrella dominicana José Ramírez. En tanto que este miércoles amaneció con .305 de promedio, el mejor entre los regulares del club centinela, un guarismo que complementa con .336 de OBP. .532 de slugging y .867 de OPS.

Una ofensiva que además está respaldada por sus excelsas habilidades defensivas en segunda base, posición en la que se ha establecido, aunque también ha sido usado por el mánager Terry Francona en el campocorto, nicho en el que creció como uno de los mejores prospectos de las Grandes Ligas, cuando pertenecía a los Mets de Nueva York.

Cleveland exhibe el mejor infield del beisbol –igualado con Houston y San Diego-, con 13 outs por encima del promedio (OAA, por sus siglas en inglés), liderado por Giménez con (5 OAA), según Statcast.

Pero todavía hay más, con lo que se puede ilustrar la importancia de Giménez para Cleveland. En las victorias del club, el toletero zurdo exhibe una línea ofensiva de .405/.438/.716 (74-30), con seis dobles, un triple, cinco bambinazos y 1.154 de OPS. Lo que contrasta con su promedio de .194 (67-13) en las derrotas. Mientras que sus 17 producidas con corredores en posición de anotar y dos outs, son la segunda mayor cantidad de las Mayores, igualado con Ty France, de Seattle, y Kyle Farmer, de Cincinnati, solo detrás del astro de San Luis, Paul Goldschmidt (20).

Por lo que sería justo decir que el camino de Cleveland hacia los triunfos ha dependido en buena medida a la producción del barquisimetano, de 23 años de edad.

Previo a la jornada de este miércoles, Giménez proyectaba terminar la campaña con 137 imparables, 22 biangulares, seis triples, 22 bambinazos y 92 producidas. El último venezolano, cuyo lugar primario en el terreno es la intermedia, que logró esos números fue José Altuve en 2016, cuando alcanzó el segundo de sus tres títulos de bateo.

Con información de LVBP.

800 NOTICIAS