Talibanes toman el control de otras dos capitales regionales en Afganistán

Ago 8, 2021 | Internacionales

Los talibanes capturaron este domingo las capitales de las provincias norteñas de Kunduz y Sar-e-Pol, un logro que se suma a la captura de otras dos capitales regionales esta semana, las primeras que caían en manos insurgentes desde el inicio en mayo de la fase final de la retirada de las tropas extranjeras.

Tras días de fuertes combates, las ciudades de Kunduz y Sar-e-Pol, capitales de las provincias homónimas, han caído, y las fuerzas de seguridad afganas solo controlan espacios limitados como un aeropuerto o se han recluido en una base militar, aseguraron a Efe varias fuentes oficiales que representan a estas dos regiones.

«Toda la ciudad de Kunduz ha caído en manos de los talibanes y solo el aeropuerto provincial está bajo el control de las fuerzas de seguridad», afirmó la diputada Nelofar Koofi, que representa a la provincia de Kunduz en la Cámara Baja del Parlamento nacional.

Aziza Jalis, diputada por Sar-e-Pol, detalló que «los talibanes capturaron toda la ciudad» y ahora las fuerzas de seguridad y los funcionarios provinciales se encuentran «en una base del Ejército en un rincón» de la capital.

Los talibanes ya habían tomado Kunduz, de un gran valor estratégico al conectar varias provincias y hacer frontera con Tayikistán, en septiembre de 2015, consiguiendo permanecer dos días en ella, en un logro sin precedentes entonces desde la caída de su régimen con la invasión estadounidense en 2001.

Repitieron la acción poco más de un año después, para lo cual libraron una batalla durante varios días.

Malik, un residente de la ciudad de Kunduz, dijo a Efe que la capital es un caos y se están librando «fuertes combates». Además un mercado textil se ha incendiado, anotó.

El principal portavoz de los talibanes, Zabihullah Mujahid, celebró en un comunicado la toma de Kunduz y Sar-e-Pol, y aseguró además que tras hacerse con el control de estas dos ciudades confiscaron además con una gran cantidad de armas.

Este nuevo logro de los talibanes llega tras la captura el sábado de Sheberghan, capital de la provincia noroccidental de Jawzjan, fronteriza con Turkmenistán, después de que un día antes tomaran el control de Zaranj, capital de la suroccidental Nimroz, que limita con Irán.

Las cuatro capitales provinciales son las primeras en caer en manos de los talibanes desde el comienzo de su gran ofensiva, que coincidió con el inicio el 1 de mayo de la fase final de la retirada de las tropas extranjeras de Afganistán. Se trata además del mayor logro talibán en el país en dos décadas de conflicto.

El Ejército afgano, con el apoyo puntual de la aviación estadounidense, está intensificando sus combates para recuperar el territorio perdido, con choques en al menos 18 de las 34 provincias afganas, que han dejado al menos 572 insurgentes muertos y 309 heridos en las últimas 24 horas, según el Ministerio de Defensa./EFE