cigarillo

Las autoridades estadounidenses dijeron el miércoles que están considerando la prohibición inmediata de los cigarrillos electrónicos con sabores, después de que el jefe de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) advirtió sobre una "epidemia" entre los jóvenes.

La agencia reguladora envió más de 1.100 cartas de advertencia y 131 multas a minoristas que vendieron ilegalmente productos de cigarrillos electrónicos a menores, de acuerdo con una operación encubierta nacional que incluyó tiendas físicas y en línea este verano.

La operación marcó el "mayor esfuerzo coordinado de aplicación de la ley en la historia de la FDA", dijo la agencia en un comunicado, advirtiendo de acciones aún más duras por venir.

"Vemos señales claras de que el uso de cigarrillos electrónicos por parte de los jóvenes ha alcanzado una proporción epidémica, y debemos ajustar ciertos aspectos de nuestra estrategia integral para detener este peligro claro y presente", afirmó el comisionado de la FDA, Scott Gottlieb.

"Estamos especialmente enfocados en los cigarrillos electrónicos con sabor. Y estamos considerando seriamente un cambio de política que lleve a la eliminación inmediata de estos productos aromatizados del mercado".

Gottlieb citó datos preliminares que aún no se han publicado pero que muestran que "el uso de cigarrillos electrónicos por parte de los jóvenes está aumentando muy bruscamente". Se espera que los datos se publiquen en los próximos meses.

La FDA se negó a divulgar cifras. Según The Washington Post, los datos preliminares provienen de la Encuesta Nacional sobre el Tabaco entre los Jóvenes, y muestran un aumento del 75% del uso de cigarrillos electrónicos entre los estudiantes de secundaria en 2018 en comparación con 2017.

"Uso la palabra 'epidemia' con mucho cuidado. Los cigarrillos electrónicos se han convertido en una tendencia casi ubicua y peligrosa entre los adolescentes", agregó Gottlieb.

"La preocupante y acelerada trayectoria del uso que estamos viendo en la juventud, y el consecuente camino hacia la adicción, deben terminar".

Según el presidente de la Campaña para Niños Sin Tabaco, Matthew Myers, la FDA está dando un paso crucial hacia la reducción del uso de cigarrillos electrónicos por parte de los jóvenes.

"La FDA reconoce por primera vez que debe abordarse exigiendo que los fabricantes eliminen productos aromatizados del mercado a menos que dichos productos hayan sido revisados por la FDA, modifiquen las prácticas de comercialización actuales, eliminen las ventas en línea y tomen medidas significativas para reducir las ventas ilegales a niños", dijo Myers.

Dijo que la medida de la FDA podría "representar un punto de inflexión fundamental" si la agencia requiere que "todos estos productos se sometan a una revisión previa al mercado ahora, no dentro de cuatro años".

Los cigarrillos electrónicos son dispositivos alimentados por baterías que calientan un líquido con nicotina convirtiéndolo en vapor para inhalar.

Muchos usan líquidos con sabor a fruta que los críticos dicen que atraen a los niños y corren el riesgo de convertirlos en adictos a la nicotina. (Panorama)