naufragiotanzania22

TANZANIA.- El número de muertos al hundirse un ferry que viajaba atestado de pasajeros en el lago Victoria en Tanzania, aumentó hoy a 148, informó el ministro de Transportes en la radio nacional.

La búsqueda continúa y se cree que aún hay más cuerpos atrapados dentro del barco hundido, que quedó boca abajo, lo que hizo que muchos no pudieran escapar. El "MV Nyerere" zozobró el jueves a pocos metros del muelle de la isla de Ukara, en el distrito de Ukerewe, según la Agencia de Servicios Eléctricos, Mecánicos y Electrónicos de Tanzania (Temesa), a cargo del mantenimiento de los ferris del país. Se cree que el accidente se debió al sobrepeso que soportaba el ferry, en el que se estima que viajaban unas 300 personas, aunque el número exacto se desconoce. Noticia relacionada Aumenta a 126 el número de víctimas fatales por el naufragio de un ferry en Tanzania Aumenta a 126 el número de víctimas fatales por el naufragio de un ferry en Tanzania 3 "En vista de los cadáveres que hemos recuperado podemos decir que el barco llevaba más personas que los 101 pasajeros para los que estaba diseñado", indicó el secretario de Servicios de Información, John Kijazi. El presidente del país, John Magufuli, ordenó la detención de los responsables del accidente y decretó tres días de duelo. Según un informe del periódico de su nación, "The Citizen", el capitán del transbordador fue puesto bajo custodia. Las primeras investigaciones indican que dejó al mando del timón a alguien sin experiencia, que justamente tripulaba la nave en el momento del accidente. Hace apenas dos meses, el ferry, construido en 2014, había sido renovado, informó el portavoz del Gobierno tanzanio, Hassan Abbas. Dos nuevos motores fueron incorporados al barco, agregó. Anteriormente, un diputado había advertido de que la embarcación suponía un riesgo por su mal estado. Los accidentes son frecuentes en el Lago Victoria, rodeado por Tanzania, Uganda y Kenia. Muchas veces, el número de pasajeros excede la capacidad de los barcos. Otros accidentes son causados por la falta de mantenimiento o tormentas./DPA