1

 

luiloaizamerida

 

En la medida que el régimen, a través de su brazo judicial como es el Tribunal Supremo de Justicia, no reconozca la importancia y el valor del poder legislativo como expresión de la voluntad popular, se profundizará la crisis institucional del país. Eso no le conviene a ningún venezolano, pero mucho menos a quienes gobiernan, pues se colocan al margen de nuestra Constitución.

Así lo expresó Luis Loaiza, diputado al Parlasur y jefe del Comando de Campaña del precandidato a la gobernación de Mérida, Carlos Ramos, al opinar sobre el acoso permanente que mantiene el régimen de Nicolás Maduro sobre la Asamblea Nacional y los diputados opositores que hacen mayoría en ella. Dijo que el respeto a la Constitución debe ser escrupuloso en ese sentido y por eso llamó a trabajar para que este poder legislativo, desde el 5 de enero con una nueva directiva, alcance su plenitud y pueda generar las leyes, el control político y la supervisión de la gestión del ejecutivo, en los términos que la constitución pauta.
“Toda decisión que desconozca al poder judicial -dijo el también Presidente regional de UNT- aumentará la crisis política y la tensión en el país, y en medio de esa crisis institucional, quien más pierde es el gobierno, pues crecerá su rechazo entre la población por antidemocrático y violador de la Constitución y las leyes”.
En la primera rueda de prensa del año, y abordando la materia electoral, Loaiza ratificó que en el 2017 se deben dar elecciones regionales, parlamentarias, de alcaldes y concejales, y el anhelo de todos los venezolanos es que se puedan dar también unas elecciones presidenciales. En ese sentido recordó que cualquier crisis, trauma o hecho que profundice el drama que estamos sufriendo los venezolanos, en algún momento debe tener una salida electoral como conclusión lógica, que se puede dar por la vía de los hechos o por la negociación.
“Tenemos que aceptar que ese desenlace corresponde al ejercicio de la democracia y por tanto estamos de acuerdo. El tema es que, desde la base de la sociedad, debemos luchar para que estos cambios se produzcan, pues no podemos sentarnos a esperar que los cambios vengan en los términos que el régimen quiere. Vamos a trabajar con el pueblo para que el cambio vaya en la dirección que la mayoría de los venezolanos estamos exigiendo, que es el retorno de la justicia, la paz, el progreso, el trabajo, la democracia, el respeto a la propiedad privada, seguridad ciudadana, la generación de empleo, y la corrección de los desequilibrios económicos que están generando hambre y muerte en Venezuela, para entre todos construir un gran país”, aseguró Loaiza.
Pero no será posible este logro, concluyó, si no se produce un cambio político de gobierno y eso solo se dará mediante un proceso electoral, no en los términos y condiciones que dicte el gobierno, sino en los términos de conveniencia de todo el pueblo venezolano.

Gobernación de Mérida