Sin título1170

Los procesos electorales han impulsado una mayor salida de venezolanos del país en los últimos años, aseguró Juan Fernando Flores, diputado ecuatoriano
En los últimos años la situación política ha sido un factor determinante en la migración venezolana, según Juan Fernando Flores, diputado al Parlamento del Ecuador, miembro de la comisión permanente de Política Exterior. En el tercer foro sobre crisis humanitaria, organizado ayer por Amnistía Internacional Venezuela, el parlamentario señaló que se calcula un incremento de 20% de ciudadanos que han salido del país entre agosto y diciembre del presente año, debido a distintos hechos políticos, pero principalmente ante eventos electores que ocurrieron en este período.

 

Flores además puntualizó que en los años recientes han existido tres picos principales en donde se ha evidenciado el mayor flujo de venezolanos abandonando el país. “En 2012, cuando el ex presidente Hugo Chávez ganó las elecciones presidenciales; en el año 2014, tras las protestas convocadas por María Corina Machado, Antonio Ledezma y Leopoldo López; y entre los años 2016 y 2017 luego de los distintos procesos electorales, principalmente la elección de la Asamblea Nacional. En 2017 la migración se vio reforzada después de realizarse la consulta popular del 16 de julio y luego de la constituyente, el 30 de julio. Se calcula que incremente luego del 10 de diciembre”, agregó.

Venezuela, que históricamente se había caracterizado por recibir extranjeros, en los últimos años ha revertido este patrón: es el principal país de América Latina que genera emigrantes, con al menos un venezolano en 94 países del mundo. En 2018 se espera que sea el punto más alto del proceso migratorio. Flores señala que los principales países a donde se desplazan son: Colombia con 459.731, Panamá con 79.900, Chile con 64.500, Ecuador con 55.000, Argentina con 52.000 y Perú con 36.000.

Según cifras del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, para julio de 2017, alrededor de 50.000 venezolanos han solicitado asilo. Los principales países fueron Estados Unidos, 18.300; Brasil, 12.960; Perú, 4.453; España, 4.300; y México, 1.044. Aruba, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Curazao, Ecuador y Trinidad y Tobago también han recibido solicitudes.

El sur del continente es el que se ve más afectado por el éxodo, posterior a la medida tomada por el gobierno de Panamá, que implementó la regulación de la entrada de venezolanos a través de una visa. Flores señaló que “no todos los venezolanos tienen la capacidad económica para pagar la visa; actualmente hay un muro migratorio hacia la región central de América, lo que hace que el Cono Sur reciba la mayor cantidad de migración”.

publicidad 2